jueves, 9 de abril de 2015

Baja mi nivel de tolerancia a la falta de educación

Me debo de estar haciendo mayor o mi nivel de tolerancia a la falta de educación es cada vez, menor…debe ser algo de eso porque si no, yo no estaría escribiendo este post. Puede que sea porque aún tengo el ceño fruncido y el corazón algo acelerado después de colgar el teléfono tras la última llamada.

No puedo poner nombres ni al periodista ni al medio con el que he hablado y juro que no es por cobardía ni por no ir de frente. Es simple y llanamente porque tengo clientes y cada vez que descuelgo el teléfono desde la agencia para hablar con un medio, me transformo automáticamente en uno de ellos y tengo que dejar de ser yo, con mi carácter, mis opiniones y mis reacciones. Sean las que sean.

Yo no sé qué harán otros y la verdad es que me importa bastante poco, pero en mi agencia tenemos la extraña costumbre de prepararnos los temas antes de hablar con un medio. Esto es, que tratamos de ponernos en la piel tanto del medio, como del lector/oyente/telespectador. Aunque algunos periodistas se permitan el lujo de contestar el teléfono a la defensiva, en mi agencia tenemos, sí, la extraña costumbre de hablar entre nosotros acerca del enfoque que creemos que le puede interesar al medio. También tratamos de confirmar el cargo y sección del periodista al que vamos a llamar y reflexionamos acerca de la orientación que le vamos a dar al tema en cuestión. En definitiva, en mi agencia intentamos no vender motos, sino aportar contenido de interés. Para ello, desarrollamos la laboriosa tarea de  perseguir a nuestros clientes para que nos faciliten toda la información que sean capaces de darnos y ejercemos, en ocasiones, la difícil tarea de decirles que hay temas que son absolutamente infumables.

 A pesar de estos esfuerzos y del tiempo que todo lo anterior nos consume, a veces metemos la pata en mi agencia o para ser más correctos, la meto yo. Puede que sea porque el contenido no sea tan interesante como a priori nos pensamos o quizá porque el tiempo transcurre demasiado rápido, y a veces no tenemos el tiempo que nos gustaría para poder tener los contactos de los medios al día. También son muchas las veces en que no podemos sacar unos minutos para leernos en profundidad todos los medios generales y verticales que se publican en España. En ese sentido, entono el mea culpa. Ese tiempo hay que sacarlo de donde sea.

Dicho lo cual, y volviendo a lo o anterior. Resulta frustrante, irritante e incluso humillante, preparar así una llamada y que al contactar con el  medio te responda al otro lado un periodista que se empeña en demostrarte desde el minuto 1, que le estás molestando, que no tiene ningún interés en escucharte, permitiéndose el lujo, además, de hablarte con el desdén propio de quien está harto de que le cuenten gilipolleces e intentando hacerte sentir que debes estar loca por haber llamado, mientras compruebas una y otra vez que no te has equivocado ni de medio, ni de sección, ni de redactor. Son periodistas que cuando dan por finalizada llamada, cuelgan el teléfono y cargados de razones, critican por enésima vez a “los pesados” de las agencias de comunicación. Agencias de comunicación que les facilitamos temas, información y noticias a diario; agencias que tenemos que funcionar a base de fechas límite, y la mayoría de las veces “para hoy”; agencias de comunicación que por desgracia para nosotros, no tenemos de clientes a grandes compañías inversoras de millones en publicidad como puede ser P&G, Telefónica y el Corte Inglés, y que tenemos que ganarnos el respeto de los periodistas y del sector a base de demostrar nuestra profesionalidad poco a poco, y día y día.

Una profesionalidad que llega hasta el límite de no perder las formas, hasta el límite de no olvidarnos de que seguimos siendo el cliente. Una profesionalidad que te obliga a tragarte el orgullo para no decirle lo que se merece oír y que nunca oye porque sientes que si lo haces, el que se la juega no eres tú. Al final solo te escuchan tus compañeros, que son los que en definitiva te aguantan pacientemente y te dicen con cariño, que no le des más vueltas al tema.





miércoles, 15 de octubre de 2014

"El valor, ahí lo tienes"

Ayer tuve la oportunidad de pasar casi dos horas con uno de los mayores expertos en distribución y alimentación que posiblemente yo vaya a conocer.  Es un hombre que vive a caballo entre Estados Unidos y España, creo que con todo ya hecho, pero que está embarcado en un proyecto que lejos de agotarle, ya tiene sus años, le está dando la vida porque le está permitiendo reencontrarse con una fase entrañable de su vida. Es un hombre tranquilo y afable y, sobre todo, de trato exquisito. Un señor.

Gracias a su experiencia en puestos de dirección en compañías de alimentación en España y al conocimiento que posee de mercados internacionales, posee una visión muy amplia y clara de la problemática de un sector, el español,  que da la sensación de estar dando palos de ciego en los últimos años y que parece que solo sabe ir al rebufo del éxito de la competencia. Las cuentas de resultados mandan y la crisis ha frenado el consumo lo que ha llevado a un aumento de la presión en los comités de dirección de las grandes cadenas de distribución que operan en España. Todos han movido ficha y prácticamente todas las marcas han acometido grandes cambios con la finalidad de hacerse con el mercado. Cambios de posicionamiento, lavados de cara, nuevas puestas en escena que al consumidor le está costando asumir. El hard discount deja de serlo, la calidad se cambia por el precio y se conjuga con el “hiper”, proliferan los express, los planets, el maxi y el market; de pronto, hay que aprender las diferencias entre cercanía, proximidad y conveniencia…Entender lo que ofrece cada uno se ha convertido casi en una quimera.

¿La excepción? Pues el supermercado que no despista, el que tiene claro su modelo de negocio. El que no da bandazos  y no se complica, el que de modo discreto se acerca al área de influencia meses antes de cada apertura para educar a los futuros clientes, con acciones basadas en el tú a tú y que logran generar una expectativa que garantiza el lleno. Su valor, considerar al cliente como “el jefe”, saber cómo piensa, lo que quiere y lo que necesita”. Se adapta a él pero siempre implantando el mismo modelo.

Me decía el experto que ahí radica el éxito de la enseña verde. Hace tiempo que encontró su valor y es fiel al mismo. El resto sólo está tratando de copiar el modelo sin conseguirlo y con ello, abandonando lo que siempre habían sido los valores. El precio no lo es todo ni puede serlo porque el mercado es amplio y el consumidor también. No todos los clientes buscan lo mismo. Quizá haya que centrarse precisamente en aquellos consumidores para los que no todo es el precio y aprovechar la innovación para dar respuesta a la nueva realidad. Convertir el acto de la compra en algo atrayente y divertido, transformar lo convencional potenciando áreas del supermercado que no sucumben tanto a la compra online como sucede con los productos frescos. Apostar por las capacidades de los terminales y teléfonos inteligentes que abren la puerta a un sinfín de aplicaciones que puedan convertir la compra en algo más o abanderar la causa de los productos locales. En definitiva, encontrar el valor de cada uno, abrazarlo, exprimirlo y ofrecerlo con todas sus consecuencias.

En línea con lo anterior me ponía un ejemplo traído del
sector de las conservas del mar. Me contaba que en el mundo de las latas, sucede como con el vino y que cuanto más tiempo pasa mejor es el producto, aunque estemos hablando de sardinas. Y alguien conociendo este valor y sin querer asemejarse a otro producto le ha sacado partido. Así, desde el pasado mes de septiembre en pleno soho londinense, un español ha abierto un restaurante pop-up, que únicamente vende latas de pescado y marisco. Inspirado en un restaurante de Lisboa que solo sirve productos del mar en conserva, el chef se encuentra a kilómetros del plato.

Él mira fijamente cuando habla y después de un breve silencio me dijo, “el valor, ahí lo tienes”.

lunes, 25 de marzo de 2013

Cuando a la convocatoria responden miles de periodistas

Creo que todo aquél que trabaje o haya trabajado en una agencia de comunicación ha sufrido a la hora de convocar a medios. De hecho, en una ocasión os conté cómo lo podemos llegar a pasar en los instantes previos a la celebración de una rueda de prensa.


Unas veces cuesta más que otras y todos los que lo hemos hecho, hemos podido comprobar que un porcentaje altísimo del resultado de la convocatoria depende de la marca/evento en cuyo nombre se convoca. Es cierto que confluyen muchos factores como el día, la hora, el lugar de celebración, el número de periodistas disponibles, la crisis, las nuevas tecnologías (que han ayudado al sedentarismo), un hecho repentino de mayor importancia, condiciones meteorológicas adversas….etc. Todo lo anterior puede ayudar a que el número de periodistas sea inferior al deseado pero como he comentado anteriormente, hay marcas, eventos o hechos que convierten esas circunstancias en meras anécdotas y que consiguen arrasar pase lo que pase.

Son eventos en los nada más enviar la convocatoria, comienzan a llegar las solicitudes de acreditaciones y los listados de confirmados crecen sin parar. Son temas para los que ni siquiera hace falta enviar una convocatoria porque los medios solicitan asistir cuando aún no se ha previsto cómo se va a organizar la cobertura. He tenido la suerte de trabajar para clientes con un nombre lo suficientemente conocido como para despertar con su mera mención el interés y la amabilidad de los periodistas. También he tenido que trabajar con marcas desconocidas para esos mismos periodistas y puedo asegurar que se trata de una labor mucho más complicada que requiere un sobresfuerzo por nuestra parte.
 
El otro día, pensaba en todo esto cuando leí que el nuevo Papa, Francisco, había congregado en su primera rueda de prensa a 6.000 periodistas… Evidentemente, esas convocatorias se alejan bastante de las mías. Están a otro nivel, claro, pero pensé automáticamente en que habría muy pocos eventos que pudieran despertar el interés de tantos medios. Así, que por mera curiosidad, me puse a buscar los acontecimientos que han logrado el mayor número de periodistas acreditados de los últimos tiempos para hacernos una idea:
 
 
Con independencia de entrar a valorar qué tipo de temas triunfan en cuanto a cobertura mediática, viendo estas cifras, todos los parámetros a los que estoy acostumbrada cambian y mi cabeza se pone a trabajar rápidamente en lo que supondría pertenecer a cualquiera de los departamentos de comunicación de esos eventos. En todos los casos, el esfuerzo se traslada a la parte organizativa y se centra obviamente en dar un buen servicio a toda la comunidad periodística congregada. Lograrlo requiere muchas cosas, pero eso sería objeto de otro post.
 

martes, 5 de febrero de 2013

Super Bowl 2013: cifras astronómicas y poca creatividad

La retransmisión de la Super Bowl, la final de la Liga Nacional de Fútbol Americano (NFL), acaparó la atención de 108, 4 millones de espectadores según Nielsen y se quedó a las puertas de superar el récord de audiencia establecido en 2012. Son 3 millones menos que el año anterior y sin embargo, el encuentro del pasado domingo fue el tercero con más espectadores de la historia de estos clásicos de la NFL.

No entiendo mucho de futbol americano, ni siquiera conocía antes del domingo ni a los “Niners” ni a los “Baltimore”. Pero no me lo he perdido porque me apasiona la guerra de marcas y creatividad que esconde este gran espectáculo que únicamente puede ser como es porque se celebra en EEUU y solo ellos pueden organizar semejante show.

Estamos hablando de 5.156 periodistas acreditados para informar sobre el partido y de que 48 millones de estadounidenses han comprado comida para llevar. Se habrán consumido, además, 1.250 millones de alitas de pollo, 3, 6 millones de kilos de guacamole, 1, 7 millones de kilos de palomitas de maíz, 50 millones de cajas de cervezas y 27 millones de porciones de pizza. Se estima que cada espectador habrá consumido 1.200 calorías.  En cuanto al lunes, la venta de antiácidos se incrementa un 20 por ciento, se esperaban 1, 5 millones de bajas en el trabajo y que 4, 4 millones de personas llegaran tarde.

Los protagonistas de la noche fueron, además de los jugadores, una espectacular actuación de la cantante Beyoncé, el coro de 26 niños de la escuela de Newtown, los esperados spots publicitarios, los cuales llegan a pagar 3,8 millones de dólares por 30 segundos de publicidad y como no, los 24,1 millones de tweets enviados a los largo de toda la celebración (al llegar al descanso la cifra de mensajes superaba a los enviados en la pasada edición).

No he visto todos pero me da la impresión de que no ha sido el mejor año en cuanto a creatividad se refiere. Quizás estaba esperando algo parecido a lo que sentí con Darth Vader de Volkswagen  y aunque hay cosas bastante buenas, esperaré con ilusión la final de 2014.

Entre los que me han gustado:

Best Buy con Amy Poehler: original, sencillo y me ha hecho reír (incluida la referencia a 50 Sombras de Grey)



Jeep – Whole Again: Puro ejemplo del patriotismo americano que siempre me hace pensar en la imposibilidad de hacer algo parecido en España…son únicos para eso también…



Samsung- The Next Big Thing: Genial y diferente. Refleja además de forma divertida el esfuerzo que las marcas hacen por destacar en el evento.



Entre los que no me han gustado se encuentra el de Go Daddy- Beso de Bar Rafaeli. Me ha parecido incluso desagradable a pesar de que cuenta con la supermodelo



También destacan el de Doritos- Goat for Sale; Oreo- Whisper Fight; Budweiser-Brotherwood; Taco Bell – Viva YoungTide – Miracle Stain , M&M’s – Love Ballad, etc...

Según un estudio publicado por la consultora Lab42 el 69% de los encuestados afirman haber vuelto a ver online los anuncios de la Super Bowl. Así, que si quieres volver a verlos o simplemente verlos por primera vez, en el siguiente enlace podrás encontrar todos:

http://www.youtube.com/user/adblitz?feature=inp-yo-SPB

¿Cuál ha sido tu favorito?

miércoles, 30 de enero de 2013

Apps que facilitan la existencia


Hola, me llamo Valvanuz y soy adicta a Internet, a Google, a mi Iphone y a mi iPad, a Facebook, Linkedin y Twitter; soy adicta a Hootsuite, a Tweeb, a WhatsApp, a mi correo personal, a poder consultar lo que quiera, cuando quiera y donde quiera. En mis dispositivos leo, compro, tengo la alarma que me despierta a diario, consulto el tiempo del día, las noticias, el estado de mis cuentas, incluso encuentro inspiración en algún “street style” si no tengo claro con qué puedo combinar una prenda.

Lo asumo y soy consciente de que cualquier día podré protagonizar unos de esos vídeos de Youtube en los que alguien se cae por las escaleras, o en una piscina o se “traga” una farola porque camina mirando a la pantalla… Lo siento, pero me encanta estar conectada. Así que cuando encuentro algún argumento para mitigar el cargo de conciencia que esta permanente conexión me puede ocasionar, me siento muy reconfortada y siento que me invade una ola de tranquilidad. 

Eso es exactamente lo que me ha sucedido cuando he conocido la aplicación Mapp4All de la Fundación Equipara, que acaba de nacer con la finalidad de hacer la vida más fácil a personas con discapacidad, padres, tercera edad o celiacos.

“Tecnología, compromiso y conectividad unidos para facilitarnos la existencia” ¿No es argumento suficiente?

Mapp4All se puede descargar gratuitamente en Applestore o en la web www.mapp4all.com y permite a los usuarios incluir diversos lugares de interés (desde bares, hoteles, oficinas bancarias, cines y comercios hasta transportes públicos, parques, organismos públicos, oficinas de empresas, notarías, iglesias…) indicando qué tipo de elementos accesibles incorpora y cuáles no (si tiene rampas, carta en braille, WC adaptados, salas de lactancia, platos sin gluten en carta, etc.) pudiendo incluir además más detalles en los comentarios.

De esta forma, cuando un usuario marque una zona del mapa podrá ver qué lugares existen en esa zona y sus alrededores que tengan las características que a él le interesan, además de poder ver la información y opiniones de su red contactos.

Por ello, esta aplicación es útil para todo tipo de personas, tanto personas con movilidad, vista o audición reducida que precisen saber qué espacios están adaptados a sus necesidades, como padres que quieren acceder con los carritos de sus hijos a negocios o lugares públicos, personas de la tercera edad que quieren conocer los obstáculos que van a encontrarse antes de visitar un espacio o personas celíacas que quieran saber y compartir con sus contactos qué restaurantes cuentan con platos sin gluten en sus cartas.

En definitiva, que  la Fundación Equipara, centrada en potenciar la conciencia de igualdad de oportunidades en el acceso y el desarrollo profesional de las personas con discapacidad, ha lanzado Mapp4All para construir el primer mapa de información sobre accesibilidad universal de todos los puntos de interés de España. El reto de la Fundación consiste ahora en conseguir la aceptación por parte de los usuarios, quienes mediante sus aportaciones, podrán colaborar en la creación de ese mapa.

¿No es genial estar conectado? ¡Yo me la bajo!

martes, 20 de noviembre de 2012

BlogLovin', un sencillo lector de blogs

Ayer me lo recomendaron y me di de alta. Hoy he estado un buen rato haciendo pruebas y tengo que decir que BogLovin me gusta.

Al margen de lo útiles que resultan los lectores RSS y a pesar de que se puedan incluir pestañas para separar el contenido profesional de otros intereses más particulares, BlogLovin me parece una herramienta estupenda y sobre todo práctica para todo aquél que quiera estar al día en temas de arte, diseño, moda, fotografía, alimentación, street style, etc., pero que no quiera complicarse mucho la vida ya que se trata de un lector de feeds perfecto para no expertos.

La idea es recibir información actualizada sobre los blogs que más nos interesen sin necesidad de tener que visitarlos uno a uno para comprobar si han incluido alguna novedad en sus contenidos. De esta forma el ahorro de tiempo es considerable y además uno se asegura de que no va a olvidarse de ninguno de sus blogs favoritos.

Lo cierto es que su uso no puede ser más sencillo. Basta con darse de alta para acceder y al segundo siguiente ya se puede comenzar a elaborar nuestro listado de webs o blogs, pudiendo incluso crear grupos por categoría o preferencias. Posee un buscador pero también se pueden añadir blogs o páginas sin problemas. Una vez elaborada la lista, aparecerán una a una las entradas con una imagen del contenido además de un extracto del texto. Para la leer la información con detalle en la web original solo hay que pulsar en ella.

Además de lo anterior, BlogLovin te informa sobre los posts que aún no han sido leídos, permite de forma simple marcar los leídos, agruparlos en nuevas categorías o dejar de seguirlos con un sencillo click.

Sus creadores de origen sueco buscaban un lector de blogs que no fuera muy técnico y lleno de características, sino algo para aquellos que sólo quieren que las cosas funcionen si tener que pensar en la tecnología que esconden. 




martes, 13 de noviembre de 2012

“Hecho con tus sueños”, de Suchard

Reconozco que soy demasiado sensible. ¿Qué cómo lo sé? Pues porque no hay día que no se me ponga la piel de gallina por alguna tontería que me emocione, porque es normal verme los ojos cerrados, bien apretados, durante la emisión de un telediario, porque me hieren las escenas de violencia o cuando hay niños, porque soy capaz de emocionarme cuando están aplaudiendo a alguien, de llorar con ruido viendo muchas películas que al común de los mortales dejan indiferentes ,o simplemente porque todos los años lloro con el anuncio de El Almendro.

Llevo años llorando con El Almendro, si, pero este año, creo que otra marca le desbanca…..

Andaba yo alejada aún del periodo navideño, (que por otro lado cada año nos los adelantan más y cualquier día comienza a la vez que la Vuelta al Cole), cuando me he encontrado por casualidad con una campaña que seguro trae cola estas Navidades y que viene de la mano de otro “siempre presente” en esas “tan señaladas fechas” que no es otro que Suchard. (Cada vez que oigo su famoso “llevan un año esperándolo”, pienso que es cierto, que se me ha hecho muy largo...).
La campaña se llama “Hecho con tus sueños”, comenzó a través del perfil de Facebook de Suchard, y en ella colabora Maldita Nerea que ha compuesto una canción inspirada en los sueños de todos aquellos que disfrutan de los famosos turrones.

Con una melodía pegadiza, su letra ayuda a recordarnos la importancia de soñar y anima a perseguir los sueños de cada uno y a proteger los de los demás. Pero lo más importante es que Suchard y Maldita Nerea, cederán todos los beneficios que obtengan de la venta de la canción a la ONG Banco de Alimentos que ayudará a miles de failias a celebrar la Navidad que sueñan. La canción puede adquirirse hasta el día de Reyes a través de la web de Suchard o en Internet, a través de los canales habituales de compra de música.
Genial idea, y ejemplo de acción que tiene toda la pinta de convertirse en éxito porque tiene muy buenos ingredientes: una marca entrañable, un grupo de música conocido, el toque benéfico, y la viralidad de las redes sociales. Pero sobre todo, me encanta ver cómo hay marcas que a pesar de los años se resisten a quedarse atrás y son capaces de reinventarse.

¡Enhorabuena y Suerte! Contad con mi descarga.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails